La regla 18 en el fútbol: ¿Cuál es su nombre y qué establece?

La regla 18 en el fútbol se conoce como «Sanciones en caso de comportamiento antideportivo». Esta regla establece las acciones que el árbitro debe tomar cuando un jugador o miembro del equipo muestra un comportamiento antideportivo durante un partido.

Según la regla 18, el árbitro tiene la autoridad para tomar medidas disciplinarias contra cualquier persona que participe en el partido, ya sea un jugador, un suplente, un miembro del cuerpo técnico o incluso un espectador, si demuestra un comportamiento antideportivo.

Algunos ejemplos de comportamiento antideportivo incluyen insultar o agredir verbal o físicamente a otros jugadores, árbitros o espectadores, simular una falta o una lesión, hacer gestos ofensivos o desafiantes, demorar el juego intencionalmente o mostrar una actitud irrespetuosa hacia el árbitro.

Las sanciones por comportamiento antideportivo pueden variar dependiendo de la gravedad de la falta y pueden incluir amonestaciones verbales, tarjetas amarillas o rojas, y en casos extremos, la expulsión del jugador o miembro del equipo del partido.

La regla 18 es fundamental para mantener la integridad y el espíritu deportivo en el fútbol, asegurando que todos los participantes se comporten de manera justa y respetuosa durante el juego.

Índice
  1. Cómo se llama la regla 18 en el fútbol
  2. Cómo se llama la regla 17 del fútbol

Cómo se llama la regla 18 en el fútbol

La regla 18 en el fútbol se conoce como «Falta o conducta antideportiva». Esta regla tiene como objetivo asegurar que los encuentros se desarrollen de manera justa y respetuosa, promoviendo el juego limpio y evitando acciones que puedan perjudicar a los jugadores o al desarrollo del partido.

La regla 18 establece que cualquier jugador que cometa una falta grave o una conducta antideportiva será sancionado por el árbitro. Estas faltas pueden incluir acciones como el uso de fuerza excesiva, juego brusco, insultos o gestos ofensivos, simulaciones o cualquier acción que viole el espíritu deportivo.

Es importante destacar que el árbitro es el encargado de aplicar esta regla y determinar si una falta o conducta antideportiva ha ocurrido. El árbitro tiene la autoridad para mostrar tarjetas amarillas o rojas, dependiendo de la gravedad de la falta.

Las sanciones por falta o conducta antideportiva pueden variar desde una simple advertencia verbal, una tarjeta amarilla, que indica una falta grave, hasta una tarjeta roja, que resulta en la expulsión del jugador del partido.

Además, dependiendo de la gravedad de la falta, el jugador puede enfrentar sanciones adicionales, como suspensiones o multas económicas.

Es fundamental que los jugadores respeten esta regla y jueguen de manera justa y deportiva. El fútbol es un deporte en el que la camaradería y el respeto son fundamentales, y el cumplimiento de la regla 18 contribuye a mantener esos valores.

Cómo se llama la regla 17 del fútbol

La regla 17 del fútbol se conoce como la «Falta de juego peligroso». Esta regla tiene como objetivo proteger la seguridad de los jugadores y garantizar un juego limpio y respetuoso.

La falta de juego peligroso se produce cuando un jugador realiza una acción que pone en riesgo la integridad física de otros jugadores o del mismo jugador que comete la falta. Ejemplos de juego peligroso pueden ser una patada alta cerca de la cabeza de un jugador, un salto peligroso con los tacos hacia adelante o cualquier acción que implique un contacto excesivo y violento.

La regla 17 establece que cualquier jugador que cometa una falta de juego peligroso será sancionado con una falta directa. Esto significa que el equipo contrario recibirá un tiro libre directo desde el lugar donde se cometió la falta. Además, en casos graves de juego peligroso, el árbitro puede mostrar una tarjeta amarilla o roja al jugador infractor, dependiendo de la gravedad de la falta.

Es importante destacar que la interpretación de la regla 17 puede variar según el criterio del árbitro, ya que es su responsabilidad principal velar por la seguridad de los jugadores y tomar decisiones justas en cada situación. Por lo tanto, es fundamental que los jugadores conozcan y respeten esta regla, evitando acciones que puedan poner en peligro a otros jugadores.

¡Adiós, hasta la próxima! Regla 18: Fuera de juego.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web utiliza cookies para asegurar que obtengas la mejor experiencia en nuestra plataforma. Leer más